domingo, 31 de agosto de 2008

The Day That Never Comes (7)

Tras una maratoniana sesión de cinco horas seguidas leyendo el "clásico" de Rorty, "Contingencia, Ironía y Solidaridad", he decidido darme un descanso. (Maldita sea, los exámenes están a la vuelta de la esquina y yo no debería estar escribiendo estas líneas.) Me he permitido el lujo de buscar algo relacionado con el nuevo album de Metallica que, si no sois nuevos en esto, ya sabréis que se va a llamar "Death Magnetic". Va a salir en septiembre, el 12 creo. El caso es que me he enterado de que ya hay single. Acto seguido he youtubeado. El resultado ha sido esto.



¿Qué opinión os merece la canción? Mierda, se me olvidaba que aquí el que escribe soy yo.

Mi primera reacción, al terminar de escuchar la canción ha sido volver a darle al play. Esto normalmente no suele querer decir nada concreto, aunque sí dice algo importante: la canción no me ha dejado indiferente. Tras reproducir el tema y escucharlo por segunda vez mi percepción se ha vuelto más nítida y mi reflexión...

No puedo dejar de mostrar mi satisfacción por lo que, a juzgar por esta canción, es el regreso de Metallica a sus orígenes. ¿Soy el único al que "The Day That Never Comes" le recuerda vagamente a "Fade To Black" o "Welcome Home"? Por fin una nueva canción épica en Metallica, con melancolía y angustia heavy primero y visceralidad y rudeza thrasher después. La arquitectura de la canción me recuerda a las canciones míticas de su trilogía "Ride-The-Master-of-UnJustice": quiebros, giros y requiebros en un feeling en la escucha que nos muestra a unos metallica jugando a regatear al oyente, a no darle un segundo de tregua, a desconcertarle. Como debe ser. Todo un remolino sónico. Arrebato.

Sin embargo, la canción no es perfecta y eso es algo que no voy a negar: la influencia de Bob Rock sobre Hetfield, fecunda en el Black Album pero a la postre perjudicial y dañina, es palpable en los versos encerrados en la canción; y Ullrich es Ulrich, un batería más bien normalito disfrazado de super estrella del rock al que el paso por el diván no le vendría mal para poner a su ego en su sitio; a Trujillo se le intuye, pero no termina de desmarcarse como lo que es: el bajista técnicamente más cualificado que ha tenido la banda de San Francisco desde la muerte de Cliff "le robé los dedos a Dios y él me castigó con un autobús sobre mi cabeza" Burton.

A pesar de todo, con lo que me quedo, lo más grato, lo que mejor sabor de boca me ha dejado, ha sido constatar la exhuberancia en la interpretación en las guitarras de Hetfield y Hammett. Sobre todo de éste último. Porque si algo nos enseña "The Day That never comes" es que el bueno de Hammett se ha reencontrado consigo mismo, con sus dedos, con su técnica, con su maestría a la hora de interpretar solos endiablada y pentatónicamente thrashers. A reseñar y destacar: los momentos en los que las guitarras se doblan. Una delicia que ya todos creíamos proscrita en el sonido de los de San Francisco...

...el sonido de los de San Francisco... Si algo parece indicar este adelanto es que Metallica destilará mejor o peor su nueva música, pero que en lo referente a su espíritu, el resultado vuelve a ser de alta graduación. Es decir, como desde hace 17 años que no se recordaba.

Editado el 4 de septiembre: Ya está el videoclip oficial

5 comentarios:

DianNa_ dijo...

Me gusta, la canción, y como siempre aquí me empapo con nueva información que no tenía, te voy a nombrar mi maestrillo y lo mismo te "robo" el tema para mi otro blog, la Mirada, con tu permiso, claro.

Me gusta tu mirada tan analítica en todos los temas, da gusto leerte y en absoluto se hace largo.

Besos y buen domingo

Ignatius Reilly dijo...

Le he echado un vistazo y he visto que últimamente trata de música, sobre todo. Bien, hazlo. Pero ten en cuenta una cosa: este es un adelanto del disco y la calidad no parece ser óptima, la del sonido digo. Quizá lo mejor sea esperar al 12 de septiembre, que es cuando publican el nuevo disco y presumiblemente saldrá oficialmente el videoclip de la canción; ahí el sonido sí que será el correcto. Pero vamos, como quieras, si no puedes contenerte... (yo no he podido, xD)

Julián dijo...

Me encanta el ritmo. Quizás no hubiera pensado en Welcome Home si no la hubieras nombrado, pero sí que me recuerda algo, y a canciones viejas suyas. Y hablo sin saber, bla, bla.. porque de Metallica no tengo ni idea, conozco algunos discos y canciones y ya está. Así de primera oída (aún no la he terminado de oír, la tengo por el final) me mola.

DianNa_ dijo...

Es que ese blog , en principio era sólo para recopilar mis relatos y tal, hasta que un día le día a la peña por convertir en capítulos un relato de moi, lo cual me colapso el de paseando por terra y trasladé allí los relatos.

Verdaderamente es un trastero.

Gracias ;) y besos

Gabico dijo...

Puede que meta la gamba, pero creo que el disco del dia 12 será cojonudo, al menos mucho mejor que el guarro St. Anger. Yo he escuchado dos temas, y me han recordado al Black Album, y a Load y Reload. Algo bueno tiene que tener.
Besitos.
Por cierto, ánimo con los examenes: con dos cojoncios. Digo cojones.